Ventajas de la bicicleta eléctrica

¿Te gustaría saber por qué necesitas una bici eléctrica si vives en una ciudad? A continuación te voy a contar algunas de las ventajas de la bicicleta eléctrica frente a otros medios de transporte, incluidos la bici tradicional.

Si aún no sabes cómo funciona el medio de transporte con más auge en la actualidad sigue leyendo. ¡Empezamos!

Aptas para todo el mundo

Sea cual sea tu edad o tu condición física, podrás utilizar una bicicleta eléctrica.

El motor de una bici eléctrica funciona cuando debes hacer un esfuerzo determinado, el cual se puede programar. Esta función recibe el nombre de asistencia al pedaleo.

Si eres un gran deportista, puedes fijar este límite para subir cuestas pronunciadas y así evitar acabar sudando.

Pero si estás en baja forma puedes bajar este límite para que ir en bici por la ciudad no te suponga ningún esfuerzo.

Sea cual sea la configuración que elijas lo bueno es que acabarás haciendo ejercicio. Por este motivo, la bicicleta eléctrica es una forma estupenda para empezar a ponerte en forma casi sin darte cuenta.

pareja hombre mujer con bicicletas electricas

Ganas tiempo

Una bicicleta eléctrica te ayuda a ganar tiempo. Tiempo que dejas de estar parado en un atasco con el coche. O tiempo que ahorras de no tener que esperar a que llegue el autobús.

Pero no te creas que una ebike es incompatible con el transporte público. Hay modelos que son plegables y que ocupan poco espacio más que una maleta, por lo que puedes llevarla contigo en el metro o el bus.

Incluso puedes meterlas en casa o en el trabajo ya que prácticamente no ocupan espacio. Además, el peso de las bicicletas eléctricas plegables es más reducido que el de las normales, lo que las hace muy fáciles de transportar.

Si queréis saber más sobre este tipo de bicicletas, podéis consultar esta página.

Disminuyes tu huella de carbono

Las políticas de la Unión Europea para acabar con los combustibles fósiles son imparables, y eso afecta directamente a los medios de transporte de gasolina y gasoil.

El trasfondo de todo este movimiento no es el dinero, ni las relaciones comerciales, ni siquiera que se vayan a acabar estos combustibles. El motivo principal es reducir la contaminación para salvar al planeta.

Y en esa tarea todos podemos contribuir, incluso a la hora de elegir nuestro medio de transporte. Una bicicleta eléctrica no utiliza combustibles fósiles, por lo que no contamina.

No solo reduces tu huella de carbono en el mundo, sino que es la puerta de entrada (o simplemente un paso mas) a un modo de vida respetuoso con el medio ambiente.

bicicleta electrica en la noche

Te mueves más rápido

La ciudad está llena de vida, activa, imparable y vibrante. Por desgracia esto se nota y mucho en el tráfico.

Ir al trabajo puede convertirse en uno de los momentos más desesperantes y agotadores del día si por el camino te enfrentas a atascos, calles en obras, etc.

Con una bicicleta eléctrica puedes saltarte directamente todos estos inconvenientes. Y al tratarse de una bici, incluso puedes transitar por la acera o zonas peatonales con ella para tomar atajos o saltarte las zonas que obstaculizan tu trayecto. Pero recuerda que para ello tienes que ir bajado de la bici.

Con una ebike serás parte viva de la ciudad y su incesante movimiento.

Ahorras dinero

Los medios de transporte eléctricos a medio plazo ahorran dinero. Incluso con el alto precio que actualmente tiene la electricidad, te acabará saliendo más a cuenta que un coche e incluso una motocicleta.

La bicicleta eléctrica necesita muy poca energía para funcionar, ya que no depende exclusivamente de ella para que pueda funcionar.

Además, también gastarás mucho menos en transporte público. ¡Querrás ir a todos lados con tu bici!

¿Qué inconveniente tiene la e-bike?

Hasta aquí te he hablado de todas las ventajas y beneficios que te puede proporcionar la compra de una bicicleta eléctrica. Pero, ¿tiene algún inconveniente la bicicleta eléctrica?

La respuesta es si, lo cierto es que tiene varias desventajas acompañadas de un montón de «peros».

e-bike por la ciudad

Batería limitada

La autonomía de una batería de bicicleta eléctrica puede oscilar en la mayoría de los casos entre 30 y 80 kilómetros. Una vez acabada la carga necesitarás un punto de recarga si quieres seguir usando de la asistencia al pedaleo.

Pero lo cierto es que por ciudad es raro que agotes la carga completa en una sola salida (siempre que te acuerdes de cargarla en casa) y además, cada vez son más los puntos de carga que implementan las ciudades para este tipo de vehículos.

Sus componentes son contaminantes

La bicicleta eléctrica no contamina, pero sus componentes si que lo hacen. Por ejemplo la batería de litio que incorpora.

Una vez la se agote la vida útil de la batería de litio deberás llevarla a un punto limpio para que se almacene en el lugar más apropiado y evitar así la contaminación.

Son caras

Si comparamos el precio de una bicicleta eléctrica con el de una bicicleta normal las primeras tienen un precio superior.

Pero esta diferencia económica cada vez es menor debido al auge que está teniendo este medio de transporte.

Además, si metemos al coche o al medio de transporte que solamos utilizar habitualmente en las cuentas, el ahorro no tardará en aparecer.

Deja un comentario

Vas a dejar algunos datos para poder comentar, así que según la ley RPGD te doy los detalles del guardado de tus datos:

  • Responsable: Sergio Bravo y María Mesa
  • Finalidad: para que puedas aportar tu comentario (gracias)
  • Legitimación: tu consentimiento
  • Destinatarios: tus datos son almacenados en los servidores de Webempresa, cumplidores de la ley RPGD y con servidores en España
  • Derechos: puedes acceder, modificar, limitar o eliminar tus datos cuando quieras

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.